Polos

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

México y Argentina son opuestos en muchas situaciones. Geográficamente es la primera y la más evidente, pero Argentina es el país menos americano de los territorios que fueron conquistados por los españoles, suele decirse que es el país latino más europeo, y México es el más americano de ellos, el más mestizo.

El argentino suele hablar de si mismo con mucha soltura, situación que hace que el mexicano, acostumbrado a callar todo lo que respecta a su propia persona, tome esa desfachatez como un gesto de soberbia, de egolatría.

El recien fallecimiento de Nestor Kirchner, ex presidente de Argentina, esposo de la actual presidenta y seguramente su próximo sucesor, pone en evidencia otra gran diferencia, la pasión.

El argentino es mucho más apasionado que el mexicano en lo que hace, en lo que tiene, en la vida misma. No es que los mexicanos no lo sean, pero no en el mismo grado. Maradona es religión Argentina, apenas califica al mundial, no logra lo esperado tampoco en Sudáfrica y no pierde su aura. Hugo Sánchez apenas podía pasearse por un centro comercial sin ser maltratado verbalmente.

La vida del 10 argentino ha estado marcada por muchas etapas oscuras en lo personal y en lo deportivo. Ha estado a punto de morir varias veces por lo excesos a las drogas o la comida, pero aún así es un idolo en su país. Sus claro-oscuros sólo lo han elevado más.

Por su parte Hugo Sánchez a mantenido una vida coherente, sin grandes problemas y es el mayor representante hasta la fecha del futbol nacional, y aún así es criticado por cada palabra o acción.

El simil que intento hacer entre los dos es como máximas figuras del futbol de cada país, no entre ellos. Y me sirve de corolario para comparar que si el día de hoy Felipe Calderón, o alguno de los expresidentes vivos falleciera, sus funerales no derramarían ni el 1% de las lagrimas derramadas por Kirchner hace unos días. Y no estoy diciendo que todo el país se avalanzó a despedirlo, al ser político es obvio que un gran porcentaje no lamenta de igual manera su muerte. Pero en México lejos de no lamentarse la mayoría se alegraría.

Esto da que pensar. No hay ningúna figura política en la historía mexicana, quizás solo Juárez, a la que los mexicanos pudiéran pedirle su regreso. Se espera tener de representante a un Pedro Infante o quizás a un santo religioso, pero aparte de ellos es difícil que se acepte a cualquiera que ocupe la banda presidencial.

El rencor social generado en las luchas entre indigenas precolombinos, aunado al rencor acumulado en la colonia y ya como nación independiente, ha logrado amalgamar tal cantidad de resentimiento hacia el que ostenta el poder, que hace que la diferencia entre países sea mayor. El argentino carece de ese rencor histórico, no de la manera que lo percibe el mexicano, nuestras raices son más ondas al igual que los sentimientos.

Los rencores argentinos son más actuales, de hace décadas, no de siglos.

2 comentarios en “Polos

  1. aca (en Argentina) tambien existen los pueblos precolombinos y muchos de ellos viven en la pobreza lamentablemente
    tambien muchos murieron en el genocidio en el sur del pte roca y dudo que paises europeos tengan villas en los suburbios de las ciudades mas importantes y tampoco chicos pidiendo ne la calle
    si recibimos imporatnate poblacion europea a principios del siglo xx y amitad
    quizas tengamos menor grado de pobreza pero somos como cualquier pais latinoamericano tenemos un gobierno corrupto como lo tuvimos a lo largo de nuestra corta historia con 6 dictaduras militares en el siglo pasado y
    la verdad ahora no creo q estermos avanzando mucho hacia el futuro
    a muchos de los que conosco no les importo mucho q se muriera Kirchner pienso q aqelos q lloraron fueron los que vendieron su voto

    • Hola Yo. gracias por detenerte a escribir.

      Ambos países tenemos mucho en común como latinoamericanos. Pero somos muy diferentes en actitudes y tipo de vida.

      Incluso pareciera que compartimos el destino de no despegar, agarramos vuelo pero solo eso.

      Este post intenta hacer referencia a la pasión. Entiendo que gran parte del país no se inmutó personalmente, afectó en las perspectivas políticas inmediatas, pero no más allá. Y que los que salen en las fotos son los que quieren conservar puestos o canónigas en el actual gobierno y se cortarán las venas por permanecer en el siguiente.

      Sin embargo es palpable la diferencia en lo que a pasión se refiere. La pasión del mexicano generalmente va muy dirigida a ciertas actividades o actitudes, la del argentino la veo en todas. NO quiero decir que eso sea bueno o malo, es solo una observación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s