Agua

Publicado: 7 enero 2010 en Comentario


Hay algunos factores naturales que propician la escasez de agua en nuestra región. El más obvio es que es un ecosistema desértico y por lo tanto el agua es un recurso escaso y valioso.

A pesar de ello la cultura de ahorro de agua es casi inexistente, se ha basado en concientizar a la población en no gastar el liquido con prácticas personales. Ahora, a falta de suficiente abastecimiento, se planea de nuevo en la capital del Estado a racionalizar el servicio con 8 horas diarias por sector.

Pero el problema del agua no se resuelve de esta manera ya que quedan los tres factores más importantes en el aire.

Primero el abastecimiento. No se ha aclarado cuál será la solución de fondo. Se analizan varias pero cada trienio se promete en campaña la desoladora y ya en funciones en gobierno se detienen las gestiones. Pero la única solución que puede aliviar el problema en las ciudades del centro y el sur del Estado, es una desaladora, ya que asegura el abastecimiento “ilimitado”.

El segundo factor es la distribución, que incluye la comercialización. Si ya tengo la fuente, la desaladora en este caso, ahora tengo que distribuirla eficientemente. Al decir eficientemente se hace referencia a que la red de tuberías de cargas y descargas (drenajes) se encuentre en optimas condiciones que evite la perdida del liquido por fugas ya que un gran y doloroso porcentaje del agua potable se pierde antes de alcanzar su usuario final. Otro de los problemas es la comercialización, por que 4 de cada 10 usuarios domésticos o tiene toma clandestina o modifica su consumo a base de “juegos” con la medición del consumo. No se puede mantener una empresa rentable si la mayoría de su producto se pierde en estas 2 etapas.

Como tercer factor tenemos el consumo. Este es un caso curioso. No hay estadísticas de que porcentaje del capital hídrico de Hermosillo es dedicado al consumo humano y cuanto a las actividades industrial, ganadero y agrícola. Pero tenemos estadísticas a nivel mundial las que seguramente estarán muy cercanas a las locales:

El sector agrícola es el mayor consumidor de agua con el 65%, no sólo porque la superficie irrigada en el mundo ha tenido que quintuplicarse sino porque no se cuenta con un sistema de riego eficiente, razón principal que provoca que las pérdidas se tornen monumentales. Le siguen el sector industrial que requiere del 25% y el consumo doméstico, comercial y de otros servicios urbanos municipales que requieren el 10%. Para el año 2015 el uso industrial alcanzará el 34% a costa de reducir al 58% los volúmenes destinados para riego y al 8% los destinados para otros usos. El consumo total de agua se ha triplicado desde 1950 sobrepasando los 4,300 km3/año, cifra que equivale al 30% de la dotación renovable del mundo que se puede considerar como estable.

La curiosidad de la que hablo es que las campañas y tandeos van dirigidos al consumidor que menos consume. El sector agrícola depende en mayor manera de los mantos subterráneos, los cuales son una amenaza silenciosa. Por otro lado Sonora presume su calidad de carne, y su industria ganadera es una de las más reconocidas en el país aunque no es de los principales productores. Pero el sector ha sido cobijado históricamente por políticas gubernamentales, al grado de ser, si no el único, uno de los pocos que cuentan con seguro de desempleo.

Si consideramos que el 90% del gasto de agua no es hecho por consumo humano directo, entonces ya es hora que nos dejemos de estupideces y vayamos a verificar las prácticas de los mayores consumidores y que digamos las verdades como son.

La dieta usual de una persona en Estados Unidos requiere 16.000 litros de agua por día (para dar de beber a los animales, irrigar los cultivos, procesar, lavar y cocinar, entre otros usos). Una persona vegetariana requiere solamente 1.100 litros diarios.

Un informe del Instituto de Getión del Agua, tras señalar que 840 millones de personas en el mundo sufren desnutrición, recomienda producir más alimentos con menos agua. El informe destaca que se requieren 550 litros de agua para producir suficiente harina para una ración de pan en los países en desarrollo. Pero hasta 7.000 litros de agua para producir 1 kilogramo de carne de res.

Si se ducha una vez al día, y cada ducha dura un promedio de siete minutos, a razón de 8 litros por minuto, usara 19.300 litros al año para ducharse todos los días. Cuando compara esa cifra, con la cantidad que la Fundación para la Educación del Agua calcula que se usa e la producción de cada Kilo de carne de res (20.515 litros), se dará cuenta de algo extraordinario. Hoy usted podría ahorrar más agua no comiendo un Kilo de carne que dejando de ducharse durante todo un año completo

Algunos ejemplos: Para hacer crecer una naranja se necesitan en promedio 14 galones de agua. Para producir un galón de leche se necesitó gastar 65 galones de agua. Para una sandía, 100 galones. Para un huevo, 120 galones. Un tomate, 3 galones. Una rebanada de pan de barra, 150 galones. Para producir un auto se ocuparon 39,000 galones.

Es interesante sacar el gasto de agua en un desayuno que implique 2 huevos con tomate, un vaso de leche y una rebanada de pan.

Una comida más preparada, pero tan común como una hamburguesa, necesita de 1,300 galones (algunos estudios presentan un gasto de 620 galones y la asociación de ganaderos de Eu dice que 100 galones sin considerar el agua de lluvia).

Digamos las verdades por incomodas que resulten, pero de esa manera podremos enfocarnos en donde es importante que lo hagamos. No es quitar el dedo apuntador a nuestra responsabilidad, es ponerlo en donde el verdadero problema está. No es posible tener un ahorro real educando a quienes hacen el consumo directo del menos del 10%, cuando el otro 90% no se les toca por mera cortesía profesional.

About these ads
comentarios
  1. PaKo dice:

    Feliz año nuevo, para ti y tu familia…

    Estoy totalmente de acuerdo contigo, es lo que yo siempre he percibido aun sin haber tenido los datos que tu nos muestras y ello lo viene a confirmar, Es verdad que la mayor fuente de agua es el mar, no hay duda, es verdad que ya existen muchos procedimientos para desalarla de manera rentable, unos mas caros que otros, la pregunta es: en nuestro caso, una ves desalada el agua, ¿A quien irá dirigida?

    Ya que sabemos que será mas cara que las fuentes ordinarias, y sabiendo ademas que el consumo humano es el menor de todos los consumos, es menester dirigir esa agua desalada a la industria, a los campos agricolas, de tal forma que el saber que van gastar mas en agua, sea un acicate para ellos el eficientar su uso, por nuestra parte, pensando que quede agua suficiente en los mantos tradicionales, es mejor seguirla destinando al consumo humano, y a rellenar los mismos mantos.

    Aprecio tu trabajo, solo quiero permitirme preguntarte algo: Racionamiento y racionalización yo los concibo como algo diferente; la primera se refiere a otorgar raciones, la segunda a lo racional, raciocinio o razón ¿Estoy en lo correcto?

    • Lacrox dice:

      Feliz año también para tí. Si estás en lo correcto. Dejaré la palabra racionalización para que quede la huella, pero e Racionamiento como bien señalas.

      Me parece bien que todos cuidemos el agua. Pero el esfuerzo del 10% no hará mucho si el otro 90% no nos dice las acciones que está tomando.
      Un abrazo

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s